Georgia se dice ocupada por Rusia

Tropas Rusas
Tropas Rusas

Georgia acusó este lunes a las tropas rusas de ocupar “la mayor parte” de su territorio, mientras el ejército georgiano se preparaba para defender la capital Tiflis, que Rusia dijo no querer atacar.

“La mayor parte del territorio de Georgia está ocupado”, declaró el presidente prooccidental georgiano, Mijail Saakashvili, por televisión.

El presidente estadounidense, George W. Bush, dejó entender este lunes que Rusia parece querer derrocar al gobierno de Georgia, en una severa advertencia a Moscú.

“Rusia ha invadido un estado soberano vecino y amenaza un gobierno democrático elegido por su pueblo. Tal acción es inaceptable en el siglo XXI”, dijo Bush en una breve declaración desde la Casa Blanca.

“Estas acciones amenazan las relaciones con Estados Unidos y Europa”, agregó el mandatario.

El primer ministro georgiano, Lado Gurguenidze, anunció la noche del lunes en la televisión que las tropas rusas habían entrado en el puerto de Poti, en el mar Negro, en lo que Rusia calificó de misión reconocimiento.

Un comunicado del gobierno georgiano indicó la noche del lunes que las fuerzas rusas habían entrado también en la ciudad de Jobi, cercana de la región separatista georgiana pro rusa de Abjasia, entre Poti y Senaki.

“A esta hora, el ejército de invasión de la Federación de Rusia ha entrado en territorio georgiano (…) El ejército georgiano se retira para defender la capital”, dijo horas antes el gobierno de Tiflis.

Sin embargo, Saakashvili pidió calma a los habitantes de la capital, y aseguró que de momento no corría peligro.

El ministerio de Defensa ruso, citado por Interfax, aseguró que sus fuerzas no tenían la intención de dirigirse a Tiflis.

Poco después, el ministerio ruso anunció que sus soldados se habían retirado de Senaki (oeste). Tiflis confirmó la retirada, aunque añadió que la base militar georgiana que se encuentra en esa ciudad fue destruida por el ejército ruso.

Rusia desmintió además que sus tropas hayan ocupado la ciudad de Gori, a 90 km de Tiflis, como acusó el gobierno de Georgia, que luego rectificó y matizó que los rusos estaban alrededor de esa ciudad.

Cerca del 80% de los 50.000 habitantes de Gori huyeron por miedo a bombardeos rusos en la zona, anunció el lunes a la AFP un portavoz del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).

En Abjasia, otro territorio separatista georgiano, Rusia desplegó a 9.000 soldados más, que se añaden a los 2.500 soldados de paz ya presentes, según un responsable del mando militar ruso.

Mientras tanto, los esfuerzos diplomáticos se multiplicaban para intentar lograr un alto el fuego.

El Consejo de Seguridad de la ONU se reunió este lunes por la tarde en Nueva York para debatir un borrador de resolución de diplomáticos occidentales llamando a una tregua inmediata.

El presidente francés Nicolas Sarkozy, cuyo país preside la Unión Europea, acudirá el martes a Rusia y Georgia, para reunirse con sus respectivos presidentes, Dimitri Medvedev y Mijail Saakashvili, anunció este lunes el Elíseo.

Según el canciller francés, Bernard Kouchner, enviado a Tiflis, Saakashvili aceptó este lunes “casi todas las proposiciones” de la Unión Europea y la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) de cara a una resolución del conflicto.

Si embargo, el primer viceprimer ministro ruso, Serguei Ivanov, descartó las proposiciones de la UE para un alto el fuego, diciendo que primero “necesitamos un acuerdo por escrito firmado de un lado por Georgia y del otro por Osetia del Sur y Abjasia, de que no volverán a hacer uso de la fuerza en el futuro”.

El representante permanente de Rusia ante la OTAN, Dimitri Rogozin, consiguió la organización el martes de una reunión extraordinaria OTAN/Rusia.

Por su lado, los presidentes de cinco países de la antigua esfera soviética, Polonia, Ucrania y los tres Estados bálticos, Lituania, Estonia y Letonia, acudirán el martes a Tiflis para apoyar a Georgia, indicó a la AFP un consejero de la presidencia polaca.

En Georgia y Osetia del Sur “la situación humanitaria sigue siendo muy grave”, estimó Dominique Liengme, jefa de la delegación del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) en Georgia.

“Aún es muy temprano para decir cuántas personas han resultado heridas o muertas en los combates”, dijo Liengme, aunque el CICR indicó en un comunicado haber visitado en los últimos días seis hospitales en Rusia y Georgia que hacen frente a “un gran número de heridos y muertos”.

Estados Unidos desbloqueó una ayuda de emergencia de 250.000 dólares para Georgia, destinada a facilitar a unas 10.000 personas productos de primera necesidad.

El primer ministro ruso Vladimir Putin acusó a Washington de “entorpecer” las operaciones militares rusas ayudando a la repatriación de los soldados georgianos desplegados en Irak, y denunció el “cinismo” estadounidense y su “capacidad de presentar al agresor como víctima de la agresión”.

La repatriación, para posterior despliegue en Georgia, de unos 2.000 militares georgianos destinados en Irak iba camino de terminarse el lunes, indicó un portavoz del Pentágono.

Dos mil ciudadanos extranjeros, entre ellos diplomáticos y empleados de organizaciones internacionales, fueron evacuados de Georgia a la vecina Armenia desde el comienzo de la ofensiva georgiana en Osetia del Sur, indicó el lunes la cancillería armenia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s