Susana Villarán traiciona y desaloja a ambulantes que la apoyaron

SUSANA VILLARAN

El Centro Histórico de Lima fue escenario ayer de violentos enfrentamientos entre ambulantes y agentes del Serenazgo, incidentes que terminaron con golpizas a comerciantes con discapacidad física y transeúntes. Los comerciantes se resisten a abandonar las calles, respaldados por un “pacto” que la alcaldesa Susana Villarán se niega a reconocer.

Según documentos obtenidos por Correo, varios de los ambulantes desalojados fueron personeros en las elecciones municipales (del 3 de octubre del 2010) de Fuerza Social (grupo político de Villarán). A cambio, la ex candidata les prometió no desalojarlos.

En total, 62 de estos trabajadores, que forman parte del Frente de Comerciantes del Centro Histórico de Lima (Frecocehlm), prestaron sus servicios en igual número de mesas de votación instaladas en el Instituto Argentina (ver facsímil).

“Le hemos servido, pero ahora Villarán nos quiere botar. Esto es traición”, afirmó Pedro Ynga, quien fue el coordinador de estos personeros. Dirigentes de Frecocehlm aseguran que, en total, más de 300 ambulantes trabajaron como personeros en toda la capital en los comicios ediles.

REPRESIÓN.

Prosiguiendo con su decisión de erradicar a los ambulantes del Centro de Lima, el municipio metropolitano aplicó ayer excesiva violencia contra comerciantes discapacitados.

Los enfrentamientos entre los serenos y unos 50 ambulantes en sillas de ruedas ocurrieron en la Plaza Mayor y en Mesa Redonda.

En este último lugar, en horas de la tarde, unos 40 serenos rompieron sillas de ruedas, kioscos y agredieron a los discapacitados, así como a transeúntes (como una joven embarazada) que no tenían nada que ver con el desalojo.

Dato

La ex regidora de Lima Norma Yarrow negó que la gestión del ex alcalde Luis Castañeda Lossio haya dado autorizaciones a los ambulantes. Atribuyó esta situación a Villarán, por “el desamparo en que quedó la ciudad en los primeros días del año”.

Diario Correo.